Salem, la niña de 3 millones de años y su reconstrucción por nuevas tecnologías


El análisis de un esqueleto fósil de 3.3 millones de años de antigüedad revela la columna vertebral más completa de cualquier familiar humano temprano, incluyendo vértebras, cuello y caja torácica. Los hallazgos, publicados esta semana en las Actas de la Academia Nacional de Ciencias y en Nature indican que porciones de la estructura espinal humana que permiten movimientos de caminar eficientes se establecieron millones de años antes de lo que se pensaba.



Si el fósil Lucy, la mujer más famosa del pasado humano, tuviera un hijo, podría haberse parecido mucho al resto de cráneo y huesos descubiertos por científicos que cavaban en las tierras baldías de Etiopía .


Los paleontólogos que anuncian el descubrimiento de la niña mejor conservada encontrada en el linaje humano. Se estimó que tenía unos 3 años de edad al momento de la muerte, probablemente una hembra y un miembro de la especie Australopithecus afarensis, el mismo que Lucy.



Muchas características de la columna vertebral humana y la caja torácica se comparten entre los primates. Pero la columna vertebral también refleja el modo distintivo de los humanos de caminar erguidos sobre dos pies. Por ejemplo, los humanos tienen menos vértebras portadoras de costillas (huesos de la espalda) que las de nuestros parientes de primates más cercanos. Los humanos también tienen más vértebras en la parte inferior de la espalda, lo que les permite caminar efectivamente. Cuando y cómo evolucionó este patrón se desconoce hasta ahora porque los conjuntos completos de vértebras rara vez se conservan en el registro fósil.


Selam tuvo que hacer un viaje. Viajó a la Instalación Europea de Radiación Sincrotrón en Grenoble, Francia, donde Alemseged y el equipo de investigación utilizaron tecnología de imágenes de alta resolución para visualizar los huesos.



"Esta tecnología brinda la oportunidad de examinar virtualmente aspectos de las vértebras que de otro modo serían inalcanzables con respecto a la muestra original", dijo el coautor del estudio Fred Spoor , profesor de anatomía evolutiva en el Departamento de Biociencias de la University College de Londres. La imagen generada por computadora de la 12da vértebra torácica de Selam, confirma que los australopithecus tenían la misma cantidad de vértebras lumbares y torácicas que los humanos.

Fuentes: